Tipos de jamón ibérico

El jamón ibérico es más que un ingrediente o un tipo de corte en España, se trata de una tradición. Un ejemplar que ha formado parte de manera autóctona, de todos los corazones de la población española. Su inigualable sabor y sus características culinarias, son prácticamente inigualables e incluso, son diferenciables en varios tipos de jamón ibérico.

El jamón ibérico dependiendo de su de pureza, de como se crían los cerdos y de alimentación así será después la calidad de los productos. De esa manera, se obtienen distintos jamones y paletas, capaces de deleitar hasta al más exigente paladar

 

Conoce los tipos de jamón ibérico

 

Ahora que sabes que existe esta pequeña clasificación, lo mejor es que conozcas lo más básico y rápido sobre ellos. En líneas generales, existen tres tipos, el jamón ibérico de bellota, el de cebo de campo y el de cebo.

A pesar de que guarden ciertas diferencias, todos y cada uno de estos tipos, derivan exactamente del mismo animal, el cerdo ibérico. En resumidas cuentas, esta clase de ganado porcino, es propio y único de la tierra ibérica o española.

Una de las diferencias además es la cantidad de raza ibérica que tiene el cerdo, que puede ser de 50% al 100% de pureza. Es evidente que cuanto más pureza en raza tenga el cerdo ibérico hará que los jamones ibéricos y paletas seande más calidad.

 

El jamón ibérico de cebo

 

En el caso de este tipo de jamón ibérico, el cerdo que lo provee es criado desde su nacimiento en un cebadero. Todo lo que respecta a su alimentación y desarrollo, se lleva a cabo dentro de las puertas del mismo.

El cuidado de ellos y su montanera o engorde, se basa principalmente en la aplicación de piensos. De esa manera, se establece una alimentación más natural y orgánica a base de legumbres o varios tipos de cereales. Por lo general, a la hora de ser distribuidos, están etiquetados con un aviso o pegatina de color blanco

 

Nada como el jamón ibérico de campo

La principal diferencia de este tipo de jamón ibérico, es el que cerdo de donde se obtiene, es criado en dehesa. Es decir, un ambiente boscoso alterado por la mano humana, cuyas características son ideales para la ganadería.

Por tal motivo, la alimentación y crianza de este tipo de animales, es más extensa y controlada. A su dieta, conjunto al período de montanera, se le añaden las hierbas para un crecimiento más saludable.

De igual manera, se combina con las legumbres y cereales, complementando el balanceo ideal. Una vez estén listos, el jamón ibérico es extraído y etiquetado con una pegatina de color verde oliva.

El jamón ibérico de bellota

 

Con respecto a este producto, muchas son las opiniones y usos que se le da, siendo prácticamente demandado en todo el mundo. Este tipo de jamón ibérico, se obtiene del cerdo criado en dehesa al igual que el tipo anterior.

Sin embargo, al momento de su montanera, la alimentación se basa en bellotas. Esto, proporciona un sabor y características única e inconfundibles en sabor y cualidades. Por ende, hoy en día es posible, incluso comprar jamón online debido a su gran demanda. Asimismo, su etiqueta es de color roja o de color negra, siendo esta última, sinónimo de 100% autenticidad ibérica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Abrir chat